Polos de mojito

Un postre fresco y muy original

Verano, playa y mojitos. ¿Se puede pedir algo más? El mojito es la bebida indiscutible del verano, nos transporta al Caribe con solo tomarla, aunque estemos en la terraza de nuestra casa. Siempre acostumbramos a tomarla como aperitivo o como una copa después de la cena, pero, ¿te la imaginas convertida en postre?

Nos ha encantado esta receta que hemos visto en el blog Broma Backery, de polos de mojito con arándanos. Aunque son deliciosos tan cual, con un poquito de ron, puedes hacer una tanda sin alcohol que también los disfruten los más pequeños de la casa.

La preparación es muy sencilla, primero tienes que elaborar un sirope con agua, azúcar y hojas de menta, que será la base. Pon los tres ingredientes al fuego medio en un recipiente pequeño, sin parar de remover. A nosotras nos encanta preparar los mojitos con azúcar moreno, porque le da un toque dorado muy apetecible. Cuando tengas hecha la infusión, cuélala y déjala enfriar, para después añadirle el zumo de lima y el ron.

Cuando esté todo listo, rellena los moldes de polo hasta ¾ de su capacidad, y añade a cada uno unos doce arándanos y una hoja de hierbabuena. Ponle un palo de polo y déjalo enfriar en el congelador al menos cuatro horas, o mejor durante toda la noche.

Los polos de mojito son un postre súper fresco, perfecto para terminar una cena en un día caluroso. Ligeros y muy originales, seguro que sorprendes a tus invitados con ellos. ¿Te animas a prepararlos?

Deja un comentario