Crepería La Petite Bretagne

Os recomiendo visitar una sencilla crepería, en la que también podéis degustar, además de los crêpes dulces y salados, ensaladas, platos especiales de la casa y platos combinados.

Os recomiendo visitar una sencilla crepería, en la que también podéis degustar, además de los crêpes dulces y salados, ensaladas, platos especiales de la casa y platos combinados.

La comida en La Petite Bretagne es sencilla y el precio asequible. No parece tener ninguna ventaja especial para ir con niños hasta que vas y descubres que las mesas son grandes pero están espaciadas, lo que te permite circular con sillas y aparcarlas, tienen adaptadores para las sillas y tronas, no se quejas de que los niños correteen, la zona de fumadores es pequeña y está cerrada por lo que no hay «malos humos». Y lo mejor, que está en el centro y se puede ir sin coche, dando un paseo o bien en bus. Por la cantidad de «enanos» que hay cada fin de semana no soy la única que cree que, a pesar de no tener nada superespecial, es ideal para ir con niños.

Nosotros, como podéis ver en la foto, siempre vamos en familia, con todos los niños.

Tel: 981121324 .Horario: L-D de 13:30 a 16:30 y de 20 a 00:30

Deja un comentario

Últimos comentarios (1)

  1. Totalmente acertado.
    La verdad es que desde que soy madre, supongo que le pasa a todo el mundo, te fijas en detalles que ahora te resultan necesarios y en los que antes ni te fijabas porque no te importaban. Por ejemplo, el hecho de dar el potito de un bebé para calentar y que no te lo traigan en el mismo tarro y sin cuchara (sí, sí, aún pasa). En La Petite Bretagna cuidan estos detalles. Hay dos, una en la Calle real y otra por la zona de la Plaza de Lugo. A mi me gusta más en cuanto a trato (hasta me felicitaron por el día de la Madre) la de la Calle Real pero la otra tiene mucho más espacio para cochecitos y tienen libros y cuentos para los niños.

    francesca
    3 mayo, 2010 a las 1:12 pm