¿Cómo iluminar un dormitorio con LED?

Iluminación LED para conseguir dormitorios de 5 estrellas. Algunos consejos y pautas para lograr una iluminación como la de las habitaciones de los hoteles

Iluminación LED para conseguir dormitorios de 5 estrellas. Algunos consejos y pautas para lograr una iluminación como la de las habitaciones de los hoteles

A la hora de descansar, la iluminación juega un papel muy importante.

Los hoteles y alojamientos turístico lo saben, por eso utilizan las diferentes combinaciones para iluminar las habitaciones y conseguir ambientes más acogedores. Seguro que te has fijado cómo iluminan los dormitorios con diferentes focos de luz y cómo consiguen fácilmente crear una atmósfera más relajante y placentera.

Siempre quise tener un dormitorio iluminado como en los mejores hoteles y jamás pensé que fuese tan sencillo lograrlo con iluminación LED. En muchas ocasiones sólo es cuestión de elegir bien qué luces LED comprar y hacer una pequeña reforma para conseguir un dormitorio cinco estrellas.

Si tu también utilizas el dormitorio para leer, ver la tv o relajarte, deberás prestar atención a estos consejos para iluminar el dormitorio con LED y crear el mejor ambiente donde dormir y descansar.

 

Pautas para iluminar un dormitorio

Existe un tipo de luz para cada momento.

Dormir, leer, ver la televisión, maquillarse o vestirse son las actividades más habituales que podemos hacer en el dormitorio. Para su iluminación, debemos tener en cuenta qué usos le daremos y qué tipo de lámpara es la más adecuada para cada ocasión.

Los apliques de pared o lámparas de brazo son los más recomendados para leer, ya que ofrecen un foco de luz más focalizada. Además, sus diseños hacen de estos artículos una opción muy decorativa. Podrás elegir entre apliques con estilo clásico, moderno e incluso, apliques metalizados de latón para decoraciones rusticas o vintage.

La ultima tendencia es utilizarlos en los laterales de la cama o en el cabecero.

Para ver la tv, siempre me gusta tener un poco de luz ambiente.

Las lámparas de mesa táctiles que ofrecen la posibilidad de regular la intensidad de luz, son el gran descubrimiento de la temporada. Además de ofrecer múltiples posibilidades lumínicas, quedaran muy bien si dispones de un dormitorio con estilo moderno o minimalista.

Son mis preferidas, ya que, en su posición más tenue, son capaces de crear un hilo de luz muy fino, lo justo para ver la televisión sin llegar a molestar o deslumbrarte.

A la hora de maquillarme, también recurro a una lámpara de sobremesa, pero siempre intento que el dormitorio tenga luz natural, por ello los focos LED empotrables son la mejor solución. Se instalan en el falso techo de la habitación y puedes elegir tanto la potencia lumínica como el ángulo. Muy recomendables también en pasillos, baños, cocinas o escaleras.

En los vestidores también hay cabida para la iluminación LED.

La última moda es incluir luces dentro de los armarios o sobre éstos, consiguiendo un punto de luz blanca más potente. Para estas ocasiones, lo ideal es utilizar un foco LED con un tono de luz más frío que el resto del dormitorio, de esta forma podemos ver los colores reales de las prendas de vestir.

 

Los dormitorios son los lugares que más admiten diferentes tipos de iluminación y donde más podemos conseguir efectos decorativos o juegos de luz.

 

¿Y tú? ¿Cómo iluminas tu dormitorio?

 

Deja un comentario