La Motivación Que Necesitan Nuestros Hijos

Como padres tenemos una enorme responsabilidad, en darles las herramientas a nuestros hijos para que crezcan como personas entusiastas y motivadas, capaces de conseguir sus sueños.

Como padres tenemos una enorme responsabilidad, en darles las herramientas a nuestros hijos para que crezcan como personas entusiastas y motivadas, capaces de conseguir sus sueños.

La mayor parte de nuestros problemas cuando crecemos es la carencia que en la mayoría de nosotros existe en el manejo de nuestras emociones, en nuestra capacidad para automotivarnos y en el sano desarrollo de nuestras relaciones, nos damos cuenta que muchas veces no estamos preparados para afrontar la vida de manera plena… nadie nos ha enseñado a ser asertivos en el manejo de nosotros mismos. Así que tenemos la oportunidad de cambiar esto en nuestros hijos, de permitirles crecer con muchas más herramientas de las que nosotros adquirimos, que les ayuden a ser personas  mucho más sanas emocionales y con la capacidad de fortalecerse ante las experiencias que deben afrontar.

La motivación nos permite conseguir muchas cosas en la vida, nos inyecta la energía necesaria para esforzarnos, aprender y buscar nuevos caminos… por tanto en los niños, es vital para que deseen llevar a cabo los aprendizajes necesarios en su desarrollo. Cuando les enseñamos a estar motivados, nos daremos cuenta que serán niños más interesados por los estudios, por comprender la vida a su alrededor y tendrán mucho más éxito en cualquier tarea o actividad que se propongan.

Te daremos algunos consejos para ayudarte a aumentar la motivación de tus hijos:

1.- Cuenta Cuentos: las historias y los cuentos son una maravillosa manera de enseñar a nuestros hijos y es una actividad que puedes desarrollar desde que ellos son muy pequeños. Tiene un montón de beneficios, desde ayudarles a desarrollar el hábito y la pasión por la lectura, contribuirles a desarrollar el habla, la escritura, la imaginación hasta extrechar los lazos afectivos. Si procuras leerles cuentos que hablen de los valores, el resultado del esfuerzo e historias que sean muy motivadores, seguro, les estarás orientando en el sentido correcto. También puedes leerles frases en lineas cortas con citas de motivación y explicarles lo que significa, extraer de cada una de ellas, una lección.

2.- Se imaginativo: conéctate con tu hijo a través de sus personajes preferidos, usa la diversión para incentivar al niño a realizar ciertas actividades.

3.- Sé comunicativo y háblale de ti: a los niños les encanta escuchar las historias de sus padres cuando eran niños. Este punto es importante, para desarrollar la empatía entre los dos, además es una manera muy sincera y afectuosa de demostrarle que tú también fuiste niño y entiendes cómo se siente, también de darle lecciones de vida y transmitirle emociones positivas. Toma esta oportunidad de contarle parte de tu vida, desde una óptica optimista y alegre.

4.- Presta atención y resalta los esfuerzos que hagan: es importante que le des el valor que se merece a los esfuerzos que realice tu hijo, trata siempre de apreciar positivamente el trabajo que realiza. Esto ayudará mucho a su motivación y autoestima.

5.- Permite que se involucre en ciertas decisiones: así sentirá que su opinión es valorada y comenzará a fortalecer su carácter y la manera en que se muestra a los demás.

6.- Cerciórate que las tareas que le asignes a tus hijos son las apropiadas: nada peor que dar a tus hijos responsabilidades o tareas más allá de sus posibilidades, esto podría causarles un gran resentimiento y mermar su autoestima. Las tareas deben ser acordes a su edad y desarrollo para que sean eficientes desde el punto de vista instructivo.

No olvides, que la mejor manera de enseñar es con el ejemplo, así que muéstrate como una persona entusiasta, positiva y motivada ante la vida y sus metas, y verás que tu hijo también asumirá esa actitud.

Nestum

Deja un comentario