Confinamiento hiperactivo ¿Por qué?

Vamos a por la cuarta semana de confinamiento y en muchas de nuestras casas hemos establecido una rutina de “actividades” que nos están salvando la vida.

Unas horas de deberes, luego jugar, un poco de tele, manualidades por la tarde, algo de ejercicio… los niños necesitan orden, organización y tener más o menos claro como va a ser su día. Eso les da seguridad y calma y es uno de los mejores métodos para que el confinamiento no se convierta en un caos diario.

Pero más allá de los niños, los adultos han parecido entrar en una carrera sin meta de hacer cosas pendientes durante estos días.

Las RR.SS nos invitan a retos y actividades a diario, queremos leernos los libros no leídos, limpiar la casa más a fondo que nunca, ver esas series que teníamos pendientes, hacer recetas sin parar, volver a ver nuestras películas favoritas, hacer más tablas de gimnasia que en nuestra vida, algún que otro curso online, escribir, pintar, hacer calls con todos nuestros amigos y conocidos…

Hemos decidido ocupar el tiempo libre que nos da el confinamiento al máximo, hasta tal punto que nos puede llegar a crear cierto estrés el tener tantos “objetivos” para entretenerse y nos hemos olvidado de que el dolce far niente , tampoco está demás.

No pasa nada si un día no cocinas, no lees un rato, ni haces la tabla de ejercicio. No pasa nada si no te apetece ver más la tele o no tienes ganas de pintar, coser , limpiar o de hacer lo que te habías marcado en tu “plan de confinamiento”.

En estos días convulsos no esta de más oír de vez en cuando a nuestro cuerpo y nuestra conciencia y simplemente parar, pensar, mirar al infinito un rato… Y no pasa nada si un día, o dos , o tres, no cumplimos todas nuestros “planes del confinamiento”, nunca en nuestra vida hemos tenido la posibilidad de disponer de nuestro tiempo hasta tal punto y aprovecharlo para parar, también es una buena idea.

Por eso os recomendamos medir vuestras fuerzas, vuestros intereses y vuestras apetencias , no vaya a ser que cuando acabe el confinamiento , necesitemos otro confinamiento más de puro descanso…

 

aveda

Deja una respuesta