Campamentos sin móviles, evitar el bulling

A determinadas edades es habitual que se reúnan para navegar por Internet, incluso en sitios no adecuados para ellos. Podrían estar subiendo fotos y vídeos a la red en sitios como iCarly.com y LEGO.com. A una temprana edad, los niños todavía no pueden comprender cómo un comportamiento aparentemente anónimo...

A determinadas edades es habitual que se reúnan para navegar por Internet, incluso en sitios no adecuados para ellos. Podrían estar subiendo fotos y vídeos a la red en sitios como iCarly.com y LEGO.com. A una temprana edad, los niños todavía no pueden comprender cómo un comportamiento aparentemente anónimo…

A determinadas edades es habitual que se reúnan para navegar por Internet, incluso en sitios no adecuados para ellos. Podrían estar subiendo fotos y vídeos a la red en sitios como iCarly.com y LEGO.com.

A una temprana edad, los niños todavía no pueden comprender cómo un comportamiento aparentemente anónimo puede tener un efecto real en gente real. El aumento de las competencias digitales en los preadolescentes amplía el potencial de abuso a través de Internet y del móvil.

Debemos controlar lo que están publicando, comprobar sus mensajes de móvil , y hacerles saber que le estamos vigilando sus actividades.

Debes enseñarles qué deben hacer si sufren acoso.

Si por el contrario, su hijo es el acosador o apoya estas conductas, actúa inmediatamente de forma drástica e impide esa clase de comportamiento.

Una conversación aparentemente inocente en la red, puede tornarse inapropiada. Asegúrate de que sus hijos sean respetuosos y eviten este tipo de situaciones.

Instala en ordenadores y móviles controles parentales que eviten la entrada a sitios inapropiados. No permitas que el niño tenga libertad para instalar lo que quiera.

Habla con su hijo sobre sus sentimientos ante situaciones de maltrato en la red. Ínstales a ponerse en el lugar de la víctima. Asegúrate que entienden que un comportamiento inadecuado en la red puede hacer mucho daño a personas que son reales.

Facebook, los teléfonos móviles, juegos multijugador forma parte del mundo de los adolescentes de entre 12 y 14 años. Por lo general, sus amigos en la vida real, serán sus contactos en la red. Por lo que cualquier conflicto que se produzca en el colegio se trasladará inmediatamente a las redes sociales.

A estas edades para los niños es muy importante que lo acepten de sus compañeros. A medida que el adolescente está tratando de integrarse en un grupo pueden surgirle conflictos éticos sobre el comportamiento de los demás, que pude ser contrario al de él.

Explícale que debe de buscar amistades apropiadas y afines a sus intereses.

Debes de hacerle entender que toda la información aparentemente privada que coloca en la red, puede llegar a convertirse inesperadamente en pública. Que los mensajes, fotos y vídeos que envíe pueden ser objeto de burla por desaprensivos.

En caso de que utilicen personajes inventados en la red, estar atento de que no se sirvan del anonimato para acosar.

Recomienda que antes de dar algún dato, mandar alguna foto o hacer algún tipo de comentarios, se lo piensen bien. Y que recapaciten sobre las consecuencias que puede tener que eso se haga público.

Recuerda a tus hijos adolescentes que cualquier cosa que publiquen puede ser mal utilizada por otra persona.

Convence a tu hijo o hija de que no debe consentir ningún comportamiento inapropiado en la red, que no consienta ningún tipo de acoso por muy inocente que parezca.

Crea un clima de confianza y diálogo que le permita al joven tenerle informado de lo que pasa en la red. Habla con él sobre las consecuencias de una conducta social o discriminatoria. Que se ponga en la piel del otro.

Ya a los 15 o 17 años, perdemos el control sobre ellos, se inscriben en cualquier sitio sin consentimiento o permiso, para intercambiar música, fotos, vídeos. Utilizan habitualmente la mensajería instantánea y las redes sociales.

Casi todos los chicos a esta edad tienen un teléfono móvil que emplean sin control hasta alta horas de la madrugada.

La influencia de las amistades a esta edad es decisiva, así como las primeras experiencias amorosas. Los adolescentes se alejan de sus padres y reclaman mayor independencia. Se vuelven más reservados y celosos de su intimidad.

Intenta que tu hijo te dé acceso a su red social o a su blog. Haz hincapié en la importancia del comportamiento en la red y un uso del móvil responsable y respetuoso.

Sigue insistiendo en que sopese los pros y contras de revelar algo a través de la red. Cualquier cosa que publiquen en línea puede ser utilizado contra ellos por otros y causarle graves daños emocionales.

Recuérdale que nunca se es demasiado mayor para pedir tu ayuda. Hay cosas que algunos niños pueden manejar por sí solos, pero a veces, sólo necesitan ayuda. Acudir a sus padres no los convierte en más infantiles sino en personas más seguras.

Las normas éticas realmente se desarrollan a esta edad, tanto en la vida real como en la virtual. Anima a los adolescentes para hacer frente a situaciones de acoso. Enséñale a utilizar los dispositivos digitales con fines creativos y educativos, no sólo para sociabilizarse.

Existe tal apego al uso de las tecnologías y especialmente al móvil, que unos días alejados del mundo digital rodeados de naturaleza, les puede ayudar a reconectar consigo mismo y otros de una manera muy sana. Por esa razón, los campamentos de verano no dejan de crecer en popularidad tanto para mamás y papás por su tranquilidad, como para niños y adolescentes por la experiencia tan divertida que les supone. Sin duda, serán unas vacaciones inolvidables para tus hijos.

Nestum

Deja un comentario