,

Piruletas divertidas para hacer con niños

Piruletas de chuches. Recetas fáciles para hacer con niños. Estas piruletas se hacen solas, son recetas fáciles que perfectas para hacer con niños. A grandes y pequeños les enca...

Piruletas de chuches. Recetas fáciles para hacer con niños.

Estas piruletas se hacen solas, son recetas fáciles que perfectas para hacer con niños. A grandes y pequeños les encantará saborearlas todo el año.Sirven no sólo como un dulce, o como una sorpresa para los niños en la primavera,sino también como una linda decoración para la mesa. Para eso podemos llenar un bol con azucar blanca y cubrirlo de piruletas. Os mostramos como vosotras mismas podéis hacer estas piruletas tan coloridas con vuestros hijos.Si buscáis otras recetas divertidas para hacer con niños, os recomendamos: Receta de brownie de chocolate, un postre diferente Postre fácil macetas de bizcocho y helado, Cestitas de Rice Krispies, Piruletas de chocolate y oreos.

Estas piruletas se hacen con isomalta (un sustituto de la azúcar), que en la compra cotidiana se usa como un sustituto del azúcar. La ventaja es que el isomalta no es malo para los dientes y tiene menos calorías que el azúcar.


1) Usamos isomalta como polvo. Ponemos un poco en una cazuela y lo calentamos a baño maría. El Isomalta eventualmente se vuelve líquido. No lo revuelvas muy frecuentemente, porque si no el isomalt es más difícil de disolver. Una vez el polvo está líquido, añadir con cuidado y en muy poco cantidad el colorante de comida. El colorante de comida viene en formato polvo o líquido. Aplíquelo más o menos según su color deseado


2) Ahora nos ponemos con la produccion de as piruletas. Ponga los moldes remojados en un bol de aceite (preferiblemente no aceite de oliva que tiene un sabor muy fuerte). Esto es para ayudar a que las piruletas no se peguen.


3) Luego poner los moledes de cocina sobre un trozo de papel de cera o una lámina de silicona. Ponemos el isomalt coloreado con una cuchara dentro del molde. Unos 2 milimetros de altura. Después se deja que las piruletas se enfríen y se sequen. Con la punta del dedo podemos cuidadosamente comprobar el estado de las piruletas. Cuando las piruletas estén secas y frías, podemos sacarlas cuidadosamente del molde.


Tip: Las piruletas se pueden disfrutar con o sin palito. Si queremos poner un palito, lo único que hay que hacer es meter el palito en la solucion liquida de Isomalt, pegarlo en la parte de atrás, y esperar a que se seque. Una vez seque, quedará pegado a la piruleta.

Fuente: www.livingathome.de



Publi
Descubre la revista

Lo que más inspira en CharHadas